TRIUNFO DE SINDICATOS DE TRABAJADORAS Y TRABAJADORES DE LA EDUCACIÓN MARCA LA PAUTA DOCENTE EN CHILE

Tras largos meses sin bajar los brazos, las luchas de las y los profesores de Tiltil y del Liceo Camilo Henríquez de Temuco sin duda marcaron un hito en la pauta docente nacional. Es que no fue fácil, mientras los primeros agotaban todos los recursos para que se le fueran pagadas sus cotizaciones adeudadas desde el año 2017, los segundos se enfrentaban al hostigamiento y la hostilidad de un empleador -Corporación Educacional El Bosque- que se negaba a reconocer su derecho laboral a una negociación colectiva. A continuación, un resumen de dichas contiendas.

“La lucha de Tiltil es para que a ningún otro trabajador en Chile se le vulnere su derecho a la seguridad social”, profesora Alejandra Arévalo. 

Desde que salieron en vivo en un programa de la televisión abierta, las y los profesores de Titil pusieron en la palestra a nivel nacional un tema que no solo los afectaba a ellos, sino que también a otros trabajadores del país: imposiciones que son descontadas de las planillas de sueldo pero que no llegan nunca a las arcas de las instituciones encargadas de la seguridad social. En el caso puntual de esta localidad ubicada al norte de Santiago, la Corporación Municipal les adeudaba a cerca de 300 funcionarios cuatro años de cotizaciones (cerca de 5 mil millones de pesos).

Tres meses de paro, manifestaciones, reuniones con las autoridades pertinentes, asistencia a la Comisión de Educación y del Trabajo e incluso la intervención en la Convención Constitucional, marcaron la hoja de ruta de su movilización que llegó a su fin este martes tras llegar a un acuerdo con el subsecretario de Educación, quien se comprometió a que en tres semanas iba a cumplir el petitorio de los trabajadores, que es pagar un tercio de la deuda de manera directa. mientras que el resto del déficit será retribuido por la nueva administración municipal. Para Alejandra Arévalo, presidenta del sindicato de las y los profesores de Tiltil, la lucha que se llevo a cabo en su localidad es para que a ningún otro trabajador en Chile se le vulnere su derecho a la seguridad social: “Aunque volvimos a clases, la lucha para nosotros aún continúa, hasta que por Ley ningún otro empleador se atreva a hacer con un trabajador lo que hicieron con nosotros”.

“La unidad y la convicción de nuestros derechos laborales hicieron que nuestro grupo permaneciera siempre unido”, profesor Eugenio López. 

158 días de huelga, 158 días sin percibir sueldo es lo que tuvieron que resistir las y los trabajadores del Liceo Camilo Henríquez de Temuco para hacerle frente a las prácticas desleales en el procedimiento de negociación colectiva con su sostenedor, la Corporación Educacional El Bosque. “La unidad y la convicción de nuestros derechos laborales hicieron que nuestro grupo permaneciera siempre unido, porque estar más de 5 meses paralizados no se lo doy a nadie, pues la huelga es un recurso que más bien maltrata al trabajador pero no al empleador, sin embargo, el beneficio era mayor, era firmar un contrato colectivo que desde el inicio se nos había negado”, enfatizó el profesor Eugenio López, presidente del sindicato del Liceo.

De hecho, gracias a la movilización y la presentación de una demanda contra la Corporación, el Juzgado de Letras del Trabajo de Temuco, condenó en un primer fallo a la Corporación Educacional el Bosque, al pago de 2100 UTM, más de $100 millones de pesos por prácticas desleales en el procedimiento de negociación colectiva; y en un segundo fallo al pago de 160 millones de pesos por incumplimiento de contrato colectivo con el sindicato, mientras estuvo suspendido por una orden judicial.

Dos historias, dos luchas que para estas trabajadoras y trabajadores debe continuar: ¡Hasta que la dignidad se haga costumbre!