POR LA TITULARIDAD DE LAS EXTENSIONES HORARIAS: PROTESTA NACIONAL DOCENTE ESTE 23 DE ABRIL

La jornada de movilización que desarrollará el Colegio de Profesores incluye una sentida demanda del profesorado: terminar con la precariedad que implican las horas de extensión y pasar esa parte de la jornada laboral a horas titulares, combatiendo así la inestabilidad que afecta a miles de maestros en las escuelas del país.

Esta situación afecta gravemente la estabilidad laboral de los maestros, por lo cual el profesorado se movilizará este 23 de abril, exigiendo que el Gobierno respalde el actual Proyecto de Ley que se tramita en el Congreso y que daría titularidad a los docentes de las horas de extensión que actualmente ejercen.

Las horas de extensión consisten en la asignación anual de cierta cantidad de horas de trabajo a cada profesor y profesora para completar su jornada laboral. Así, un docente puede tener una parte de su jornada como horas titulares y otra parte como “horas de extensión”, las cuales son legalmente horas de trabajo bajo el régimen “a contrata”, lo que significa que tienen una validez anual, por lo que año a año pueden reducirse, terminarse completamente o aumentar.

Las horas de extensión, entonces, tienen las mismas falencias que cualquier trabajo a contrata: inestabilidad, arbitrariedad en sus cambios y la incerteza para el trabajador sobre su continuidad año a año. En el gremio docente se da la paradoja, además, que algunos profesores son titulares de, por ejemplo, 30 horas de trabajo y se les completa su jornada con 14 “horas de extensión”, por lo cual solo tienen seguridad de la continuidad de una parte de sus horas de trabajo, mientras que el resto queda a criterio del sostenedor.

Es por todo ello que el Magisterio exige que el Poder Ejecutivo apoye la inicitiva legal de un grupo de parlamentarios que entrega titularidad a los docentes respecto a sus horas de extensión. Ese apoyo es decisivo para que la medida pueda aprobarse en el corto plazo y, con eso, otorgar estabilidad a miles de profesores y mejorar las condiciones laborales de la profesión docente en Chile.